EGG WASHERS

PELBO produce lavadoras de huevos que pueden ser de varias capacidades, hasta un máximo de 145.000 huevos/hora.

Los huevos se lavan por aspersión de agua a presión, que sale de boquillas, con posterior recirculación de la misma gracias a una específica bomba de gran caudal.

El enjuague final se realiza con agua corriente. Una bomba dosificadora permite inserir, antes del secado final, una solución desinfectante.

La sucesiva sección de secado funciona con chorros de aire, que sirven para eliminar el agua en exceso que ha quedado en los huevos después del lavado.

Las lavadoras están hechas completamente de acero inoxidable.

Pueden ser de longitudes diferentes en función de las exigencias del cliente.